Inicio » Deporte » Fernanda Russo, embajadora argentina en los Juegos Olímpicos de la Juventud

Fernanda Russo, embajadora argentina en los Juegos Olímpicos de la Juventud

La riojana fue elegida por el Comité Olímpico Argentino para los juegos que se desarrollarán del 6 al 18 de octubre en Capital Federal. Russo ya participó en Tiro en los Juegos Olímpicos de Río 2016 y en los Juegos Olímpicos de la Juventud Nanjing 2014.

El Comité Olímpico Internacional (COI) nombró a 81 jóvenes de todo el mundo que se desempeñarán como “Young Change-Makers” (anteriormente llamados “Jóvenes Embajadores”) durante los III Juegos Olímpicos de la Juventud Buenos Aires 2018, que se desarrollarán del 6 al 18 de octubre.

 

Los “Young Change-Makers” fueron elegidos por sus respectivos Comités Olímpicos Nacionales y su función será promover los valores olímpicos, apoyar a los jóvenes atletas durante la competencia y ayudarlos a aprovechar su experiencia en los Juegos al máximo, alentarlos a interactuar con deportistas de otras disciplinas y nacionalidades, y a participar de un programa único de actividades inspirando a los jóvenes a ser verdaderos embajadores de su deporte fuera del campo de juego.

 

La lista incluye atletas olímpicos activos, atletas que compitieron en ediciones anteriores de los Juegos Olímpicos de la Juventud, entrenadores deportivos, estudiantes y jóvenes profesionales, todos menores de 30 años.

 

La representante argentina será la tiradora Fernanda Russo, quien a los 14 años participó en los Juegos Olímpicos de la Juventud Nanjing 2014, donde obtuvo la medalla de bronce en la prueba de rifle de aire 10 metros en equipos mixtos, con el mexicano José Valdés Martínez.

 

Un año más tarde, en los Juegos Panamericanos Toronto 2015, Russo se convirtió en la medallista argentina más joven en la historia: se colgó la medalla de plata en rifle de aire 10 metros, lo que le permitió conseguir la plaza olímpica para Río 2016 y conseguir un emocionante 20° puesto.

 

Con respecto a su designación como Young Change-Maker, Fernanda comentó: “Lo veo como una oportunidad muy linda para devolverle a la comunidad deportiva lo que me dio. Voy a intentar transmitirles a los chicos mi experiencia de lo que viví y cómo lo hice para que ellos no sufran las cosas que uno sufrió siendo tan chica. Mi rol durante los Juegos será apoyar al programa cultural de Argentina y acompañar a la delegación en lo que puedan necesitar, tanto a los chicos como a los entrenadores”.

 

Para la joven tiradora, Nanjing 2014 fue un antes y un después en su carrera deportiva. “Personalmente, veo a los Juegos Olímpicos de la Juventud como un trampolín para todo lo que vino después. A partir de los Juegos de la Juventud pude llegar a un Juego Panamericano y después a un Juego Olímpico, así que, para mí, tienen un significado muy especial. A nivel general, los veo como un semillero de atletas porque los chicos que compitan en Buenos Aires 2018 serán las grandes figuras el día de mañana”, resaltó.

 

Y, agregó: “Me dio muchísima experiencia porque sentí que si no hubiera ido a Nanjing, hubiera ido totalmente cruda a Río. Si bien era una experiencia nueva para mí, porque nada te puede preparar del todo para lo que vas a vivir concretamente en un Juego Olímpico, Nanjing fue una preparación muy especial y muy buena a nivel deportivo. Son experiencias únicas que uno no las puede adquirir en otro lado más que compitiendo”.

 

En Buenos Aires 2018 competirán 3998 atletas, de 206 países y además de las competencias deportivas, habrá actividades culturales y educativas. “Un Juego Olímpico de la Juventud te abre muchísimo la cabeza y te demuestra qué es el alto rendimiento. Te enseña a manejarte con seriedad, con respeto y dándole la envergadura necesaria.  Todos los países están en un mismo lugar y te abre los ojos porque se aprende de las distintas culturas y de las formas de manejarse que tienen en otros lugares”, explicó la atleta de 18 años.

 

El consejo que Fernanda le daría a la delegación argentina que participe en Buenos Aires 2018 es “que aprovechen la situación, que aprendan, que sean responsables de las decisiones que tomen y sean conscientes de dónde están parados porque a esa edad es muy difícil darse cuenta concretamente. Yo me di cuenta de todo lo que había vivido recién a los dos años y me gustaría que eso no les pase a ellos y que puedan disfrutar a pleno de esta experiencia impagable. Hay cosas que uno no las puede aprender sin vivirlas, y los Juegos Olímpicos de la Juventud están para eso: para que los chicos entiendan los que son los valores olímpicos y que los apliquen todos los días porque hacen a una comunidad mejor y a un deportista mejor”.

 

Si bien Fernanda Russo no deja de lado sus compromisos deportivos y tiene el foco en los Juegos Suramericanos Cochabamba 2018, Buenos Aires 2018 ya comenzó para ella y se está preparando para ser el mejor ejemplo para los jóvenes atletas argentinos: “Tenemos una coordinadora y realizamos seminarios web para que nos vayamos conociendo entre todos los Jóvenes Embajadores. Mi rol como atleta será transmitir mi experiencia y acompañar al equipo argentino”.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*