Inicio » Destacados » Paso 2019 Un Gobierno al rojo vivo: entre renuncias, promesas incumplidas y pases de factura

Paso 2019 Un Gobierno al rojo vivo: entre renuncias, promesas incumplidas y pases de factura

Fuente; Clarin.com

Peña quedó en la mira de todos. Un ministro ofreció irse para descomprimir. Y hubo rumores sobre la salida de Dujovne.

Creo que todos vamos a coincidir en que, después de lo que pasó, lo mejor es poner nuestra renuncia a disposición del Presidente. Yo presento la mía– dijo Rogelio Frigerio en la soledad del búnker de Costa Salguero, ya en los primeros minutos del lunes. No sonaban las viejas canciones del rock argentino de otras ceremonias y noches de gloria. Los jóvenes militantes ya no estaban. No quedaba ni un solo globo en el aire.

Ningún ministro acompañó el gesto del ministro del Interior. Predominó, más bien, una reacción silenciosa. Patricia Bullrich hizo alguna mueca de aprobación, pero no dijo nada. Muchos menos Nicolás Dujovne, que se ilusionaba con seguir en su puesto en un eventual segundo mandato, y sobre el que volvieron a acechar fuertes rumores de que podría dejar el cargo en un tiempo no muy lejano. El que tomó la palabra fue Mauricio Macri.

No, eso no sirve para nada, Rogelio– dijo, seco, contrariado y con una decepción indisimulable.

Mirá también

“Hay un voto bronca que se expresó en las urnas”, y otras diez definiciones de Mauricio Macri tras la derrota en las PASO

Unas horas antes, previo a salir a dar la cara en el escenario, el primer mandatario se había mostrado sarcástico frente a un grupo más reducido de funcionarios. Destilaba rabia contra los encuestadores. Es que el sábado, a la hora del té británico, Macri había hablado por teléfono con amigos y confidentes del Círculo Rojo les había garantizado una contienda voto a voto. No descartaba, incluso, que la supuesta oleada en su favor de las últimas semanas lo pudiera llevar a una inesperada victoria.

En su entorno lo explicaban así: “Los mercados ya saben que seguimos cuatro años más”. Lo decían, satisfechos, por el respaldo que habían cosechado el viernes, cuando el dólar y el riesgo país bajaron, el Merval subió 7,6% y los títulos públicos se apreciaron. Pero el establishment, que según Macri se equivoca con frecuencia porque no entiende de política -y mucho menos lo que él llama “la nueva política”-, cumplió la máxima presidencial, aunque ahora por no vaticinar su derrota.

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*